sábado, 8 de noviembre de 2014

Electrically stimulating the tongue may help repair neural damage: Estimular eléctricamente la lengua puede ayudar a reparar el daño neuronal

Tongue Shocks Hasten Healing

Electrically stimulating the tongue may help repair neural damage





A little-known fact: the tongue is directly connected to the brain stem. This anatomical feature is now being harnessed by scientists to improve rehabilitation.
A team at the University of Wisconsin–Madison recently found that electrically stimulating the tongue can help patients with multiple sclerosis (MS) improve their gait. MS is an incurable disease in which the insulation around the nerves becomes damaged, disrupting the communication between body and brain. One symptom is loss of muscle control.
In a study published in the Journal of Neuro-Engineering and Rehabilitation, Wisconsin neuroscientist Yuri Danilov and his team applied painless electrical impulses to the tip of the tongue of MS patients during physical therapy. Over a 14-week trial, patients who got tongue stimulation improved twice as much on variables such as balance and fluidity as did a control group who did the same regimen without stimulation.
The tongue has extensive motor and sensory integration with the brain, Danilov explains. The nerves on the tip of the tongue are directly connected to the brain stem, a crucial hub that directs basic bodily processes. Previous research showed that sending electrical pulses through the tongue activated the neural network for balance; such activation may shore up the circuitry weakened by MS.
The team is also using tongue stimulation to treat patients with vision loss, stroke damage and Parkinson's. “We have probably discovered a new way for the neurorehabilitation of many neurological disorders,” Danilov says.
Source Scientific American 

This article was originally published with the title "A Shock to the Tongue."



Versión en Español
  

Estimular eléctricamente la lengua puede ayudar a reparar el daño neuronal




Un hecho poco conocido: la lengua está conectada directamente al tronco cerebral. 
Esta característica anatómica está siendo aprovechada por los científicos para mejorar la
rehabilitación.
 
Un equipo de la Universidad de Wisconsin- Madison recientemente encontró que la 
estimulación eléctrica de la lengua puede ayudar a los pacientes con esclerosis múltiple
(EM) mejorar su modo de andar.
 
La EM es una enfermedad incurable en la que el aislamiento alrededor de los nervios
 se daña, interrumpiendo la comunicación entre el cuerpo y el cerebro. Un síntoma es la
pérdida del control muscular.
 
En un estudio publicado en la revista Journal of Neuro - Ingeniería y Rehabilitación, 
Wisconsin neurocientífico Yuri Danilov y su equipo aplicaron impulsos eléctricos indoloros
a la punta de la lengua de los pacientes con EM durante la terapia física. Durante un ensayo
de 14 semanas, los pacientes que recibieron la estimulación lengua mejoraron el doble que
en variables tales como el equilibrio y la fluidez como lo hizo un grupo de control que hizo
el mismo régimen sin estimulación.
 
La lengua tiene una amplia motor y la integración sensorial con el cerebro, Danilov explica.
Los nervios en la punta de la lengua se conectan directamente al tallo cerebral, un centro 
crucial que dirige los procesos corporales básicos. 
Investigaciones anteriores demostraron que el envío de impulsos eléctricos a través de la 
lengua activa de la red neuronal para mantener el equilibrio; tal activación puede apuntalar 
los circuitos debilitado por la EM.
 
El equipo también está utilizando la estimulación lengua para tratar a los pacientes con
 pérdida de la visión, el daño por apoplejía y el Parkinson. "Probablemente hemos descubierto
un nuevo camino para la neurorehabilitación de muchos trastornos neurológicos", dice Danilov.
 
Fuente Scientific American
 
Este artículo fue publicado originalmente con el título " Un shock a la lengua."
Publicar un comentario